TEOTIHUACÁN EN LÍNEA en un momento la información…en un momento la información...en un momento la información...TEOTIHUACÁN EN LÍNEA>

lunes, 13 de marzo de 2017

Lo secuestró en Tultepec y lo mató en Teotihuacán: Lo sentencian a 55 años en prisión

Lo secuestró en Tultepec y lo mató en Teotihuacán: Lo sentencian a 55 años en prisión


Teotihuacán en Línea. Texcoco. El Representante Social de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM) acreditó la participación de José Jorge Medina Lavanderos, en el delito de secuestro con la agravante de causar la muerte, ilícito por el que la Autoridad Judicial con sede en Texcoco lo condenó a 55 años de cárcel.
Los hechos por los que fue sentenciado se registraron en el mes de julio del año 2012, en el municipio de Tultepec, lugar donde fue privado de la libertad un hombre y días después fue localizado sin vida, en el municipio de San Juan Teotihuacán.
De acuerdo con las indagatorias realizadas por personal de la entonces Procuraduría General de Justicia del Estado de México, se pudo establecer que el día 10 de julio de 2012, la víctima fue privada de la libertad por el ahora sentenciado y otro sujeto, al arribar a su domicilio.
Estos sujetos golpearon a la víctima, la sometieron y luego la trasladaron a un inmueble de San Juan Teotihuacán, en donde la mantuvieron cautiva.
Cabe mencionar que durante el tiempo en que la víctima estuvo secuestrada, este sujeto y su cómplice sustrajeron diversos objetos de valor propiedad del hombre y lo obligaron a que les entregara diversas cantidades de dinero; días después, lo asesinaron por disparo de arma de fuego.

Por estos hechos fue iniciada una indagatoria, y Agentes de Investigación se encargaron de realizar diversas indagatorias que derivaron en la detención de Medina Lavanderos, individuo que fue ingresado al Centro Preventivo y de Readaptación Social de Texcoco, en donde quedó a disposición de un Juez para que resolviera su situación legal

2 comentarios:

Anónimo dijo...

tanto recorrio con el pobre secuestrado y nunca fueron para darse que cuenta que pena la seguridad

Anónimo dijo...

hijos de perra que se pudran y les deseo el infierno