…información del Estado de México..información del Estado de México...información del Estado de México...información del Estado de México...información del Estado de México...información del Estado de México...información del Estado de México...información del Estado de México...información del Estado de México...información del Estado de México...información del Estado de México...información del Estado de México...

viernes, 10 de agosto de 2018

Lo nuestro: Tianguis de Nezahualcóyotl

Lo nuestro: Tianguis de Nezahualcóyotl


Teotihuacán en Línea. E. Domínguez. El municipio de Nezahualcóyotl es, para muchos, Ciudad Dormitorio: millones de personas desarrollan su vida profesional y/o educativa en la Ciudad de México, y regresan a casa tan solo para cenar, pasar un tiempo con los suyos, pasear al perro, revisar la tarea de los chamacos, prepararles el lunch, pegar pestaña, sonar un rato… y vámonos a chambear.
Talento, dedicación y tolerancia a muchas horas en el transporte público es lo que ha forjado el temperamento de los «Nezayorkinos»: talento porque aquí los dueños de los molinos y tortillerías tienen las casas más preciosas, con gustos arquitectónicos dignos de una sobrada cultura, y sin traer encima título universitario ni mucho menos”.
Y si necesitas hacer rendir tu quincena, en especial en esta época que demanda un falso ‘plan de austeridad’, como no se cansa de pregonar la alta esfera política mexicana, es de capital importancia que te dejes caer por estas tierras: edén de las gangas, los precios al alcance de todos y uno que otro business que te dejará con hambre de más.
Cualquier sábado que desees, dirígete a la Avenida Chimalhuacán ¡Ojo! No la confundas con el municipio homónimo, nada que ver: es más fácil que te ubiques si llegas por la Avenida General Vicente Villada, a la altura de la Avenida Texcoco, que funge como la vía que divide a Iztapalapa de Ciudad Nezahualcóyotl”.
Llegarás a la colonia Benito Juárez, código postal 57000. Paraje que se caracteriza porque sus calles fueron bautizadas con el nombre de canciones populares mexicanas: Macorina, Cielito Lindo, Amanecer Ranchero, Marieta, Bamba, Cama de Piedra—, y está última es ideal para que inicies tu recorrido por “el tianguis ese que se pone por el Parque del Pueblo”.
Aquí las frutas y verduras se venden solas, porque tienen sus cartoncillos fosforescentes que advierten: «2 kg de pura papa a $10. ¿Cuál crisis»? «Ramo de flores: rosas, gardenias, claveles, margaritas, a $40. ¡Escójale, marchanta»! «La pura ropita para el baby, $15 la pieza. No hay cambios ni devoluciones», y se trata los ‘saldos’ que vienen desde las tiendas departamentales de Estados Unidos, con etiqueta original y oliendo a nuevo… y eso, ni el mismo Donald Trump lo para.
¡Señora, acérquese, señora, a usted que le encanta el chisme! Aquí la pura baratota, la pura baratota. Toda la ropita se va de a veinte y de a veinticinco, ¡sí! (el ‘paquero’ echa un grito desgarrador): de a veinte y de a veinticinco. Escucho bien”, mientras que los hijos de los patrones hacen la tarea sobre las tablas, o se van a descansar a su Hummer.
Los tacos de carnitas o de guisado, los mariscos, la comida china, las ensaladitas para las esposas de los patrones de todos los gremios, las gelatinas, la piedrita quita pelusa, la nieve de limón la nieve, el cafecito y pan por la mañana, la ropa deportiva, la lencería para todas edades y tallas… repito que los tianguis de Nezahualcóyotl tienen hasta lo impensable.
“¿Qué celular buscabas, carnalito? A ver, cuál traes. ¿Quieres bisnear? Pues llévate este modelo, te doy mil varos, y déjame ese relojcito Mont Blanc (con documentación original). ¿Sí o qué? No te van a dar más, ¿eh? Mira, para que me persigne, ¿va? No ha caído nariz de codorniz”.
También hay juguetes, herramientas, regalos para el 14 de febrero y cualquier otra fecha, discos piratas y originales, artículos para celulares, calzado, bolsos cinturones y los artículos de belleza habidos y por haber para hombres y mujeres, mochilas, cobertores, sábanas, toallas, cosas para viajeros y expediciones, artículos de defensa personal como paralizadores eléctricos y gas pimienta, artilugios tipo militar… y libros.
Al momento de la partida, mientras caminaba por el corredor de la ropa de paca, me detiene un valedor.
“¿Por qué estás tomando fotografías, carnal?”

“¡Oh, déjalo!”Dice el Pee Wee, chalan de la paca, tatuado y sin camisa. Es el Chino… Pero eso sí, mi Chino, deberías traer una credencial o algo así, porque la maldad anda recia y si te tuercen ya fuiste

No hay comentarios: