---

--

Si usamos cubrebocas, mantenemos una sana distancia y nos lavamos las manos, podemos cortar en mucho la cadena de transmisión.

En la calle por ti, por tu familia, usa cubrebocas

jueves, 31 de julio de 2014

El salario del miedo

El salario del miedo


Teotihuacan en línea. Artículo de José Luís Hernández Jiménez. Que bien que ahora, hasta el Presidente nacional del PAN, Francisco Madero, esté impulsando una consulta popular sobre la necesidad de aumentar el salario mínimo. Que mal que tan importante tema, sirva solo para llevar agua a su molino. Y qué peor que los partidos que se dicen de izquierda, ni pelen dicho asunto, vital para millones de familias.
Semanas antes, a insistencia de la maestra Rosa Albina Garavito, el Jefe de Gobierno del DF, anunció que llevaría el tema del necesario aumento del salario, a la reunión de la Conferencia Nacional de Gobernadores (CONAGO), para que lo discutieran y, se supone, esos mandatarios estatales, hicieran algo. Pero igual, nada se ha concretado hasta a fecha. Y la urgencia es mucha.
Fíjense, estimados lectores, que el poder de compra del salario mínimo general, está tan menguado que alcanza para casi nada.
Imagínense que una persona que percibe dicho salario, 63.77 pesos por día, (el mas alto, que es el del DF), apenas le alcanza para adquirir 13 boletos del Metro, por día, pero, considerando que las familias promedio, o sea, las que usan ese transporte de manera cotidiana, están compuestas por 5 miembros, requieren 10, para ir y regresar. O sea, le sobra el equivalente de 3 boletos, 15 pesos. ¿Con 15 pesos, a esa persona le alcanza para adquirir todo lo que le hace falta en el día, alimentos, por ejemplo, para los cinco integrantes de dicha familia?
O imaginemos el gasto mensual de esa misma familia:
Transporte cotidiano, es decir, el Metro, 200 pesos; la renta de vivienda más barata (o la mensualidad al FONHAPO, INFONAVIT,…), 1,500 pesos;  un tanque de gas de 20 kilos, 270 pesos, sin tomar en cuenta que cada mes sube de precio); 30 kilos de tortilla, 330 pesos; 3 garrafones de agua potable (porque en el DF, los chilangos no beben agua de la llave), 60 pesos; luz eléctrica, 100 pesos; cuatro kilos de frijol y ….¡momento! Ya le paramos porque hasta aquí ya suman 2, 460 pesos y ya nos pasamos pues el salario mínimo general, del que hablamos, es de 1,913 pesos. Muy poco de lo indispensable hemos comprado y ya debemos 500 pesotes y sin comprar frijoles.

¿Cómo le hacen las familias mexicanas para sobrevivir? Y tómese en cuenta que en gran parte de provincia, la situación familiar es mucho peor que quienes vivimos en las grandes ciudades.
Ciertamente, tal problema no es igual para todos.
Seis millones de personas, son las que perciben el salario mínimo general. Y pasan las de Caín, como ya nos lo hemos imaginado párrafos arriba; Once millones de mexicanos, perciben hasta 2 salarios mínimos (126 pesos al día); Diez millones más, ganan hasta 3 salarios mínimos cada día, Siete millones de personas, perciben hasta 5 salarios mínimos; Y poco mas de tres millones de compatriotas, tiene el privilegio de ganar mas de 5 salarios mínimos por día. Pero falta un detalle, ¡4 millones de personas no tienen ingresos, es decir, ni siquiera ganan el salario mínimo general!
Tómese en cuanta que las anteriores son estadísticas, es decir, la realidad, es mucho peor.
¿Qué hacer? El problema viene de lejos. Infortunadamente, en México los salarios mínimos, nunca han sido “suficientes para satisfacer las necesidades normales de un jefe de familia, en el orden material, social y cultural, y para proveer la educación obligatoria de los hijos…”, como ordena la máxima ley de país. Pero a partir de la década de los ochenta, tal problema se fue agravando, pues las clases política y empresarial del país y el entonces llamado “movimiento obrero organizado” (CTM y compañía), pactaron que como se requería austeridad en el país, los salarios no aumentarían o aumentarían muy poco. Y hasta la fecha. El más reciente aumento salarial, ocurrió en diciembre pasado y fue de 2 pesos, mientras que a lo largo del año (de los años) el precio de todo sube como la espuma, empezando con los impuestos, los derechos, los servicios que brindan los gobiernos, las gasolinas, el gas, la luz, y …todo lo demás. Si fueran carreras, los precios ya hubieran recorrido 100 kilómetros y los salarios, apenas unos cuantos metros.
Es urgente que se haga algo para acabar con ese salario del miedo. Para colmo, muchas cosas se han tasado en salarios mínimos. Las multas, por ejemplo. Las “rentas” que se pagan por créditos adquiridos para vivienda de interés social, también se pagan en salarios mínimos. Si solamente aumenta el salario mínimo, todo eso aumentaría en la misma proporción y no habría beneficio alguno. De ahí que se deban tomar varias medidas simultáneas, para que el poder de compra del salario se recupere de inmediato. A todos conviene, asalariados, empresarios, gobiernos, al país en su conjunto.
Que bien que la clase política empiece a hablar del asunto. Qué mejor que haga algo al respecto. Y que mucho mejor sería que los trabajadores, reclamaran solución a este pendiente de décadas.
Aunque el Coordinador de los Senadores del PRD, Miguel Barbosa, ya lo descalificó, Madero, el Presidente del PAN, considera que hoy el salario mínimo debería ser de 206 pesos al día. A mi me parece que es mas preciso el cálculo de la maestra Garavito (ver su estudio “Recuperar el Salario Real, un objetivo impostergable”), quien considera que tal salario, solo para recuperar su poder de compra perdido en estas tres décadas, debería ser de 234 pesos, al día. Ahora que si queremos que se cumpla lo que ordena la Constitución al respecto, pues el salario mínimo debería ser como el de los gringos, de 340 pesos por día. ¿No creen mis estimados?  
Notitas: Una.- Que sigue avanzando la aprobación formal de las leyes secundarias en materia energética. Ahora, a ver cuándo nos cumplen lo que dicen que sigue, la baja en el precio de la luz, el gas, la generación de miles de empleos anuales, el mejoramiento de los salarios y…a ver cuándo. Dos.- Que a don Mancera, Jefe de Gobierno del DF, cada vez más capitalinos le desaprueban su gestión. Eso publicó el diario Reforma el lunes pasado. Se lo dijimos al señor, son erróneos su nuevo Hoy No Circula, su tercer piso del periférico, su Ley de Movilidad, su concesión de la venta (a un mil pesos cada una) de inscripciones del Maratón Internacional a Fundaciones, su…Tres.- Que, si gustan están invitados, a correr el Medio Maratón de Valle de Bravo, el domingo 3 de agosto. Son 21 kilómetros de pura subida, uff. Nomás pa´ tirar la polilla, eh! No falten. Cuatro.- Que, si no pueden ir, pueden optar por practicar Tai Chi, los lunes, de 17 a 18 horas, en Acuario 5, colonia Prado, en Iztapalapa, DF. Primer clase gratis. Cinco.- Que si entre mis amables cuatro o cinco lectores, hay alguno que haya militado en el PMT, puede cooperar económicamente, para el evento conmemorativo (que algunas decenas de ex, estamos preparando) de los 40 años de su surgimiento, el próximo 6 de septiembre, en el DF, lo puede hacer en la cuenta 60731323920410 de Guardadito Banco Azteca, a nombre de Elvia Aguilar Hernández. Se requieren algunos miles y…¿cómo se dice?, ¡ah! la patria está pobre. Y claro, también se aceptan ideas

No hay comentarios: