---

--

Si usamos cubrebocas, mantenemos una sana distancia y nos lavamos las manos, podemos cortar en mucho la cadena de transmisión.

En la calle por ti, por tu familia, usa cubrebocas

lunes, 6 de julio de 2020

Sin una pierna, con ejercicio, policía quiere competir en Juegos Paralímpicos de Tokio 2021


Sin una pierna, con ejercicio, policía quiere competir en Juegos Paralímpicos de Tokio 2021


Teotihuacán en Línea. El policía Pablo Ramírez sufrió un accidente en el que perdió su pierna izquierda a los 21 años, en el año 2012.
El elemento circulaba en su moto, estaba en su día de descanso como policía de la Ciudad de México cuando se cruzó con un auto que había volcado. Se detuvo detrás de un vehículo que frenó por el accidente, pero otro coche lo embistió y lo prensó, provocándole fractura expuesta de fémur. Estuvo en coma varios días y fueron necesarias 28 cirugías y cuatro meses de hospitalización para salvarle la vida.
“Desperté en una sala de urgencias. Estaba paralizado, con mangueras y tubos por donde sea”, cuenta. Su pierna fue el costo que pagó para seguir con vida y desde entonces usa una prótesis.
“Gracias a Dios tuve una oportunidad y la estoy aprovechando”, comenta orgulloso el policía segundo de tránsito que ante las afrentas de la vida, ganó un reto de lagartijas a un instructor de gimnasio durante una protesta en el Zócalo, y en medio de la pandemia se convirtió en un símbolo de fortaleza física y mental. “El deporte jugó un papel muy importante para mí. No solamente me rehabilitó, me enseñó que hay que ser perseverantes, que tienes que entrenar una, dos o tres veces hasta que algo te salga bien. Es lo mismo en la vida, el trabajo, la familia, una meta. Debes de aprender a creer en ti mismo, si lo crees, todo va a ser posible”.
Esa fue la clave para aguantar 63 lagartijas y ganar el reto, pero también lo es para su día a día. “El cuerpo es una máquina perfecta”, afirma para explicar cómo es que se adaptó a su nueva forma de vida después del accidente.
“Todo está aquí”, dice mientras con su índice derecho señala su cabeza. “Si crees en ti todo es posible. Sea quien sea quien esté enfrente”. Y es con esa mentalidad con la que Pablo lucha para cumplir uno de sus sueños: competir en los Juegos Paralímpicos de Tokio 2021 en la disciplina de remo.
“En esta vida nada es gratis. Tengo que sacrificar mis horas francas, descansos, salidas, fiestas y todo por seguir algo: mi sueño es llegar a Tokio 2021 y ser mi mejor versión”. Su palmarés habla por sí solo: hace un año ganó la Regata Oficial C.E.I.L en Argentina.
Incluso este año fue reconocido con la Medalla al Mérito Deportivo dentro de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, pero la emergencia sanitaria pausó la ceremonia de premiación. Su carrera deportiva registra ya varios triunfos. En 2018 logró una medalla de bronce y otra de plata en los Juegos Internacionales de Remo Paralímpico en Gavirate, Italia

1 comentario:

Anónimo dijo...

Logrará llegar a Tokio porque es un hombre que está buscando su sueño, y el que busca un sueño con fe logrará su objetivo.